General, periodismo

¿Quién viene conmigo?

Eju py.

Eju py.

Hace un tiempo leí una frase que me taladró la cabeza por varias semanas, y de hecho lo sigue haciendo hasta ahora, hasta este momento que me encuentra entre las ansias por hacer algo que me llene profesionalmente y la necesidad de pagar la luz y el combustible, el taxi y la droga el pasaje de bus.

– “Hay cada vez más medios, cada vez en menos manos”.

Pasa en el mundo, ¿por qué no habría de pasar en Paraguay?

¿Qué significa? Que es un buen negocio, desde luego, pero además que demasiado pega concentrar poder, en particular el poder de persuasión. Conducir a audiencias masivas hacia lo que se quiere que compren, que vean, que digan, que voten.

Particularmente, me resulta cansador el ciclo y la repetición de noticias. Casi sin excepciones, solo cambia la hora en que distintos medios publican las mismas noticias, sin siquiera diferenciarse en los enfoques. Y cuando los enfoques son DEMASIADO diferentes, es inevitable sospechar laberínticos intereses comerciales o políticos cuando no criminales por detrás. ABC vs. Metrobus, Canal 13 vs. La Quiniela, La Nación vs Otros fabricantes de cigarrillos, Vierci vs. Contrabandistas y tantos otros ejemplos de gente favorecida constantemente, caso Hoy y Tuma. En fin, sería lindo leer las noticias sin sentir que necesito un exorcismo después.

Creo en la posibilidad de generar contenido relevante, cosas que te ayuden a entender la realidad. Es necesario un equilibrio. Contexto y profundidad por un lado, pero brevedad y poder de síntesis por el otro, porque nadie tiene tiempo que perder. No todo debe ser espectacular, o urgente, o de último momento. De vez en cuando está bueno captar otras historias, otros ángulos, o capaz simplemente presentar el subtexto, lo que se quiso decir en realidad y no solo lo que se dijo.

Quizás los estudiantes de periodismo o jóvenes comunicadores, bloggers, y gente aún peor, está nomás en lo tradicional, prefiere ir a los canales ya establecidos, instalarse ahí y hacer carrera. De algo hay que morir, después de todo.

Si ese no es tu caso, joven comunicador amigo, (?) considero que estamos ante una oportunidad única de marcar cierta diferencia. Con otro estilo de juego. Un estilo tan diferente que bien podría ser otro juego. Como el Barcelona de Pep, pero con menos putitos, capaz el del Bayern. (?) Algo propio, algo que nos identifique un poco más. Escribir. Hablar. No dejar de contar historias.

De todo esto viene la popular idea de los perros: “Vao pue hacer algo”. Y puede ser eh. Por eso me abrí de donde estaba, y me demore unos días, hasta ahora, en agarrar el pescadito y preguntarles, como Jerry Maguire: “¿Quién viene conmigo?”.

Estándar

One thought on “¿Quién viene conmigo?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s